miércoles, 24 de abril de 2013

Actividad: esponjas


Esta es una actividad que ya todos creo que más o menos conocemos, pero es divertida y a ellos, o como mínimo a mi hija le encantó.

 

La mantuvo un rato emocionada explorando con las formas, los colores y demás…

Se ensució las manos tal y como a ella le gusta y acabo pintando con los dedos, pero se lo pasó en grande. Le encanta que le saque las pinturas, suele ser un éxito.
 


Compré dos esponjas y les di formas distintas con unas tijeras.  Sencillo, barato y fácil de preparar.
¿que más se puede pedir?
 

jueves, 11 de abril de 2013

Ansiosa y feliz!!

Hoy escribo desde el mobil por primera vez y de mala manera para contaros algo que no puedo callar ni dos minutos mas! Jeje.

Cuando me conecte desde el ordenador repasaré la entrada para corregir errores y faltas de ortografia. La impaciencia me mata, ya me ireis conociendo....

Alla va.....!!:

Algunas ya conociais mi deseo de volver a ser mama y ahora ya puedo decir que dicho deseo probablemente (si todo va bien) se cumplirá.

ESTOY EMBARAZADA!!

Debo decir que estoy feliz pero también muy asustada. La llegada de este bebé ha sido bastante rápida y no me ha dado tiempo ni ha pensarmelo dos veces...Ya esta hecho.
Espero que todo nos vaya bien y el tema crisis no interfiera en la felicidad familiar...

A mi maridín no le hacia especial ilusión. Tenia claro que queria darle un hermanito a la pequeñaja pero le daba pereza y miedo a la vez que entendia que o nos poniamos ya a la busqueda o los dos hermanos se llevarian demasiado tiempo (cosa que no deseabamos). Pero en el fondo sé que está contento. Entiendo su sentimiento porque yo estoy igual. Me ha entrado un ataque de pánico al ver las dos rayitas...no sé si es normal... Os pasó a vosotras?

Os dejo aquí con mi subidón de adrenalina!!

Os iré contando de vez en cuando alguna cosilla sobre nuestra nueva etapa.

Actividad: psicomotricidad


Hace ya bastante monté a mi hija un circuito de psicomotricidad en el patio.

Tenía un sofá viejo en el garaje que no usaba y le di su utilidad para entretener a mi hija un rato.

Ella es muy nerviosa y activa así que estaba segura de que le iba a gustar.

Le acondicioné el espacio para que pudiera saltar, escalar y dar volteretas. Lo que se me ocurriera en el momento.




Se pueden acondicionar los espacios con cualquier cosa y en casi cualquier sitio. Quizás os puede servir de idea también esta entrada del blog para mi peque con amor.
 

 
Yo le decía por dónde tenía que empezar el circuito y lo que tenía que ir haciendo. Lo hizo en ese mismo orden durante mucho rato, luego se inventó ella el orden y cambió los cojines de sitio mil veces.
Le gustó mucho. Agotó energías y cogió la cama con muchas ganas. Jejeje

Con este circuito trabajan la psicomotricidad gruesa.
 

miércoles, 10 de abril de 2013

"enseñar" a dormir no significa dejar llorar


Me gustan los bebés, me gusta la psicología infantil (aunque no soy psicóloga (qué más quisiera yo…)) y me gusta el sueño infantil. Creo que se me nota y lo habéis notado ya. Es una realidad, es mi realidad.

Abrí este blog porque sentía unas ganas terribles de exteriorizar lo que llevaba dentro, mis ganas de hablar, aprender y compartir y creo que sin lugar a dudas estoy logrando este objetivo.

Me gusta compartir mis ideas con otras ideas, me gusta debatir y aprender de los demás y creo que con este blog consigo esto y mucho más. No puedo estar más feliz con la apertura de este espacio y no puedo estar más contenta con lo bien recibida que he sido entre vosotras. Ya somos más de 50 los seguidores que me leéis y comentáis y está claro que es solo así como este blog crece y se mantiene vivo día a día así que no puedo más que dar las gracias con todo mi corazón a todas vosotras.

Este blog lo abrí para hablar sobre un tema en concreto que me encanta y que quería compartir y hacer llegar a otras mamás: el sueño infantil.

Mi intención es la de facilitar información, compartir conclusiones, debatir temas, ayudar y contestar dudas (las que pueda) y sobre todo divertirme y aprender con vosotras.

No me doy por profesional ni súper entendida con el tema que toco en este blog ni mucho menos y no quisiera que nadie lo pensara. Soy una madre que ha tenido muchas dudas y muchas preguntas por contestar y que ha sentido la necesidad de investigar e indagar. Ahora mismo para mí el sueño infantil es como una droga, un vicio que no puedo dejar. Simple y llanamente.

Pero hoy necesito gritar al mundo algo muy importante que considero que todas las madres deberían saber: “enseñar” a dormir NO significa dejar llorar.

Existe una creencia muy extendida que se forma por dos polos opuestos y que nada tienen que ver con la realidad. Existe la madre que cree que para que su bebe y ella duerman bien deben dejar llorar y olvidar su propio instinto y existe la madre que cree que si su bebé duerme será por pura suerte y que nada puede hacer ni recursos puede tomar si nace un bebé de poco descanso. ¿Realmente queremos creer que no podemos hacer nada al respecto? ¿Realmente queremos creer que el sueño está en manos del azar y la suerte? ¿Realmente queremos creer que nuestra única opción es la de dejar llorar o resignarnos a esperar?

En parte sí estamos en manos de la suerte puesto que existen bebés más dormilones que otros y más fáciles de conocer que otros pero no todo se basa en esa suerte.

Suelo decir que no soy de extremos y yo sí creo en los recursos respetuosos y coherentes.

Es evidente que un bebé recién nacido no va a dormir del tirón desde el primer momento. No lo va a hacer ni en su primer mes ni probablemente en su primer año de vida. Es algo que forma parte del proceso, es la pura naturaleza la que rige. Pero, ¿significa que debemos abandonar a la naturaleza a su suerte? Cuando hablamos de bebés recién nacidos no hablamos de adiestramiento, solo hablamos de no estorbar el proceso fisiológico y natural de aprendizaje. Nada más. Lo normal sobre el sueño es que poco a poco (y cada bebé a su ritmo) las noches y el descanso vayan mejorando más y mejor a medida que pasen los meses. Lo normal es que los despertares nocturnos sean fáciles de controlar, tranquilos y cortos. Lo normal es que todo vaya mejorando con sus típicos alti-bajos y sus avances y retrocesos. Debe ir mejorando, no empeorando.

Se trata de impedir que algo externo se interponga en el camino del sueño feliz y el sueño saludable e impedirlo no significa que vayamos en contra de la naturaleza, sino que la ayudamos yendo de la mano, como un buen equipo.

Al igual que un bebé nace con el instinto de succión para amamantarse pero nosotras como madres les enseñamos a abrir la boquita correctamente o a colocarse de un modo propicio (por ejemplo) para poder conseguir una buena lactancia, lo mismo hacemos para conseguir un buen sueño. La naturaleza y nosotros formamos un equipo para conseguir aquello que deseamos. Nos apoyamos mutuamente para aumentar el porcentaje de éxito. Y todo esto no significa que vayamos a dejar sufrir a nuestro bebé solito en su cuna.

Nuestro instinto también tiene mucho que ver en este tema. Las leyes inamovibles y verdaderas para todos los bebes no existen y aunque podemos ayudarnos de pautas concretas deberemos escuchar a nuestro yo interior para amoldar dichas pautas a nuestro bebé en especial. De eso hablaremos en alguna otra entrada.

Esto es lo que yo pienso y lo que yo siento, puede ser cierto o no…

jueves, 4 de abril de 2013

Premio.


He recibido un precioso premio de parte de dos bloggers encantadoras: madre desesperada y las cosas de Lucita y su madre embarazada. Son dos madres que adoro leer a diario y me emociona saber que han pensado en mí para este premio.
 
 

Hoy no solo quiero agradecer este detalle que recibo con la misma ilusión que con el primero.

Ya sois 37 las que me acompañáis en este viaje blogsférico. Estoy feliz como una perdiz por el recibimiento que me habéis dado. Es poco el tiempo que llevo entre vosotras pero ya he podido cogeros cariño a muchas y me encanta leeros y conoceros diariamente.

Edad: 24 años.

Horóscopo: No creo en esto. Soy de enero así que haced vuestras cuentas

¿Dulce o salado? Yo no le hago ascos a nada. Ojalá…. Jaja

¿Hobby? Escribir en este blog.

Tu perfume favorito: nenuco para mi peque.

¿Cómo te definirías? De culo inquieto. Siempre tengo que estar haciendo algo. Leyendo algo. Aprendiendo algo… siempre estoy maquinando.

Una cosa que no te guste de tu hijo/os: cuando le da por tirar las cosas al suelo.

Una cosa que te encante de tu hijo/os: los besos que me da sin que yo se los pida. Que se siente en la mesa tranquilita mientras come. Que me explique el cuento que le he leído antes de acostarla….

¿Qué te inspiró a hacer el blog? Yo me inspiro solita

¿Qué hace que quieras seguir día a día actualizando? Es evidente no? Las que fielmente me leéis y me animáis a seguir. Las mamas a las que ya he podido apoyar un poco en el camino del sueño. Los comentarios que mantienen este blog vivo… Vosotras. Las que me estáis leyendo ahora mismo.
 
Paso a repartir:
 
 
 
Solo me queda deciros una cosa:
Gracias, gracias, gracias a absolutamente todas vosotras.

miércoles, 3 de abril de 2013

Actividad: macarrones y plastilina.


Son muchas las actividades que hacemos en casa mi nena y yo. Nos gusta aprender explorando y jugando.

Muchas de las ideas para estas actividades las he sacado a partir de otros blogs que visito. Me gustaría compartirlo con vosotras a la vez que os paso los enlaces a aquellos blogs que me inspiran.

Lo pasamos muy bien y practicamos cosas interesantes como los números, las letras, la psicomotricidad, los sentidos, los conceptos…

 
Actividad:
Empiezo con una de las primeras actividades que pusimos en práctica. A ella le encantó y trabajan mucho la psicomotricidad fina además de la concentración y la atención.

 Fue un trabajo manual dirigido y la verdad es que lo aceptó estupendamente. Pasamos una muy buena tarde de domingo de esta manera.

 
Por si os sirve de guía ella tenía dos añitos cuando realizamos esta manualidad.
Se trata de pintar macarrones de diferentes colores con un pincel. Pinchamos espagueti en un trozo de plastilina y enhebramos los macarrones pintados una vez secos en los espaguetis.

No tiene mucha perdida. Pero es entretenido, les lleva un rato de diversión y les puede gustar mucho.

 

Esta idea la saque del blog para mi peque con amor. La copié tal cual porque me pareció estupenda.
Ya me contareis si os animais a hacerla.

¡Dame paciencia!


Estos días me ha sido totalmente imposible conectarme ni un minuto. De hecho, siquiera he podido asomarme desde el móbil para leeros y comentaros tal y como tengo por costumbre. Tenía “mono” de blogsfera y me he escapado como he podido para actualizar por fin.

 
Hace dos o tres días tuve un pequeño contratiempo con mi princesa. Perdí los nervios con mi hija y llegué a gritarle de muy malas formas. Sé que podéis pensar que eso a todo el mundo le pasa, que somos madres, no robots y que siempre podemos explotar en algún momento, y no lo niego, es cierto, puede que incluso me tachéis de exagerada. Pero yo vi en sus ojitos el pánico,  vi cómo se apartaba de mí y dejaba de ver a su madre para ver al “monstruo” que llevo dentro... Inculcar miedo en mi hija no es precisamente una de mis metas.
Tengo en mente un tipo de maternidad que se encuentra muy lejos de los gritos y los cachetes, pero cierto es que no siempre lo consigo y no siempre resulta fácil. Intento educarme a mí misma para poder seguir educando como creo que debo hacerlo o sencillamente como quiero hacerlo. Pero a veces creo que lo olvido.

Suelo decir a las mamis que cultiven paciencia, que aprendan a cultivarla para tener hijos felices, pero soy de las primeras que debe aplicarlo. Los gritos y los cachetes solo demuestran una cosa: que has perdido el control sobre ti misma y sobre tu hijo.

Odio cuándo mi otro yo y mi lado oscuro salen a la luz. Siempre acabo llorando de rabia e impotencia, por no haber dominado la situación en su momento. No se lo deseo a nadie.

Por eso hoy he querido traeros algunos pequeños trucos que puede que nos ayuden un poco a todas.

Mímate:
Sé que como madres muchas veces nos olvidamos de nosotras mismas pero es bueno dedicarnos ratos de vez en cuando. Un buen baño caliente con un jabón relajante… Una manicura, un rato de compras… lo que se os ocurra. Debemos cuidar de nosotras mismas si queremos atender cuidadosamente a nuestros hijos. Alimentemos nuestro propio espacio de relax, desconexión y paz mental.

Una mujer que se siente bien consigo misma es una mujer que afronta mejor el mundo, el día a día y las dificultades. Una mujer que se mima tiene más paciencia y más amor para repartir.

Aprendamos a respirar profundamente:
En el blog Amor maternal vi hace poco una entrada donde hablaba sobre la importancia de respirar profundo ante situaciones estresantes. Respirar lenta y profundamente, dice, oxigena el cerebro y nos relaja.


Organización:
Las rutinas forman parte de la organización familiar. A veces puede parecer todo muy metódico pero la realidad es que cuando hay una hora para cada cosa resulta mucho más fácil encontrar tiempo para aquello que deseamos o para aquello que nos mantiene irritadas (como el desorden). Una buena organización ayuda a dar equilibrio y estabilidad emocional.

 
Repartir tareas:
Esta ya la sabéis todas. Jeje. El papel del papá es súper importante. No se pueden dejar todas las tareas familiares a cargo de uno solo. Es imposible llegar sosegado si vas escopeteada para todos lados. Repartir las tareas es un punto crucial. Necesitamos ayuda y apoyo, no nos lo echemos todo a la espalda.


Sentido del humor:
Dicen que el sentido del humor es una muy buena arma para afrontar momentos de estrés. Riámonos del mundo.


Reflexión:
Entendamos qué significa el grito. Entendamos que el grito es una reacción que odiamos tanto adultos como niños. Entendamos que los niños gritan, patalean y lloran porque no saben exteriorizar sus sentimientos y sus necesidades de otra forma. Nosotros sí sabemos hablar y razonar sin gritos ¿Cuál es el ejemplo que deseamos dar a nuestros hijos? Recordémoslo diariamente.


Aléjate:

Cuando una situación nos está superando enormemente y sentimos que ya no somos capaces de retener la rabia y la ira lo mejor es que nos apartemos, que nos alejemos y nos demos unos minutos. Intentemos llegar al fondo de la causa desde la exploración mental, puede que el motivo sea más sencillo de lo que pensamos.


Quisiera compartir con vosotras esta entrada publicada por la aventura de mi embrazo. En ella habla sobre las rabietas infantiles y como las afronta ella. Es digna de leer.
 
¿cuales son vuestros trucos para no perder la paciencia?



P.D: Hoy he recibido un premio de parte de dos maravillosas mujeres. En cuanto pueda me pongo a publicar pero quería agradecer vuestro cariño una vez más.